Resúmen de Copa Libertadores

Copa Santander Libertadores

Cruzeiro es el primero del Grupo 5 y espera rival en octavos (2-0)

El Cruzeiro brasileño derrotó por 2-0 al Deportivo Quito ecuatoriano en Belo Horizonte y se clasificó a los octavos de final de la Copa Libertadores como primero del Grupo 5. Leo Fortunato, de cabeza a los 14 minutos, y Wágner, con un fuerte remate desde fuera del área a los 26, certificaron el triunfo del conjunto brasileño en un partido duro que se saldó con tres expulsiones y seis jugadores amonestados.

Con esta victoria, el Cruzeiro alcanzó trece puntos, tres más que el Estudiantes de La Plata argentino, que el miércoles se clasificó tras empatar a cero ante el Universitario de Sucre boliviano, colista del grupo con dos unidades.

Desde el primer minuto, los de Belo Horizonte avasallaron a los visitantes, que salieron cerrados a pesar de necesitar una victoria para clasificarse a octavos. Los brasileños fueron superiores en la zona ancha y se hicieron dueños del balón, protagonizando un monólogo de juego que derivó en un goteo constante de ocasiones sobre el arco del ecuatoriano Bonnar García.

El primer aviso serio llegó en una suerte de centro al área de Kléber, que tomó efecto y terminó estrellándose en el larguero, como preludio de la lluvia de remates que iba a llegar a continuación.

Dos minutos después, los ‘mineiros’ consiguieron inaugurar el marcador en un gol del defensor Leo Fortunato, que culminó de cabeza un saque de córner con mucha ‘rosca’ de Wágner, que también tocó Leonardo Silva.

El asedio local continuó y Wágner obtuvo el premio del segundo gol de la noche al arrear un violento zurdazo desde la frontal del área, que encontró las redes después de golpear en el larguero y rebotar en la espalda del portero del Deportivo Quito.

Los ecuatorianos intentaron subir al ataque, con más voluntad que orden, propiciando aún más huecos en la zaga, que intentaron aprovechar al contraataque los jóvenes y rápidos delanteros del Cruzeiro.

La situación se complicó de forma extraordinaria para los visitantes con la expulsión del centrocampista chileno Mauricio Donoso, al comienzo de la segunda mitad, por agredir a Fabricio, que también vio la roja directa en la misma jugada, y a Isaac Mina, que vio la segunda amarilla por rematar el balón con la mano.

Con nueve jugadores, uno menos que los brasileños, los pupilos del entrenador Rubén Darío Insúa se vieron incapaces de reaccionar y sucumbieron ante la presión del Cruzeiro, que buscó agrandar su ventaja, espoleado por su afición que demandaba más goles.

La única ocasión clara de gol de los quiteños llegó a los 80 minutos, en un remate de cabeza de Luis Checa que fue repelido por la cruceta. Precisamente, los palos evitaron que los brasileños convirtiesen la velada en una goleada escandalosa, al evitar al menos cinco remates de los locales.

Estudiantes rescató un punto en Bolivia y es el segundo del Grupo 5

Estudiantes de La Plata se matriculó en la fase de octavos de final de la Copa Santander Libertadores como acompañante del Cruzeiro al empatar sin goles con el Universitario de Sucre boliviano, que se despidió de la competición continental con mucha pena, sin gloria y un solo punto de quince posibles.

Con este resultado, el ‘Pincha rata’ completó diez puntos en su campaña en la segunda fase, tres menos que el líder, Cruzeiro, que hoy dio fácil cuenta del Deportivo Quito al imponerse por 2-0 y le dejó relegado en la tercera plaza, con ocho enteros.

En la última jornada del Grupo 5, bolivianos y argentinos ofrecieron un espectáculo poco vistoso y sin goles en el estadio Olímpico Patria, situado a 2.800 metros sobre el nivel del mar.

Tras el pitido inicial, Estudiantes salió en busca del gol que le diera la victoria y la clasificación automática, pero tras varias escaramuzas bajó su ritmo según iba conociendo el desarrollo del partido que a la misma hora disputaban brasileños y ecuatorianos en la ciudad de Belo Horizonte.

Con la victoria del Cruzeiro, los de Alejandro Sabella aseguraban la otra plaza a la tercera plaza, independientemente de su resultado. Pasado el primer cuarto de partido, las ocasiones más claras fueron del equipo local que, sin embargo, no pudo dar a su público la alegría de conseguir una sola victoria en el campeonato.

El internacional Mauricio Saucedo tuvo al menos cinco opciones de perforar la meta del arquero argentino, Mariano Andújar, lo que reflejó el enfrentamiento entre los dos mejores jugadores del partido.

El ritmo de juego solo mejoró en el tramo final con ocasiones claras de José Luis Calderón para el Estudiantes y del uruguayo Nicolás Raimondi para el Universitario de Sucre que consiguieron parar los guardametas Carlos Lampe y Mariano Andújar, respectivamente.

Con este resultado, el equipo de La Plata sigue adelante en su lucha por conseguir el título continental que ganó por última vez hace 40 años, en la edición de 1969. Cruzeiro y Estudiantes pasan a octavos de final como primero y segundo del grupo 5, con 13 y 10 puntos, respectivamente.

El ecuatoriano Deportivo Quito, quedó con su derrota ante los brasileños a las puertas de clasificarse, con 8 puntos, mientras que Universitario de Sucre cerró su participación en esta edición de la Libertadores con una sola unidad.

Sport Recife derrotó a Colo Colo y confirmó la eliminación de Liga de Quito (2-1)

Sport Recife se clasificó esta noche a octavos de final de la Copa Libertadores con una victoria por 2-1 sobre el Colo Colo, que jugará por el otro boleto con Palmeiras en la última jornada del Grupo 1, donde Liga de Quito, campeón del torneo de 2008, quedó eliminado. Los tantos de Moacir y Vandinho sirvieron para contrarrestar el gol de Rodrigo Millar, que adelantó a los chilenos al comienzo de la segunda parte para garantizar la clasificación en el reñido ‘grupo de la muerte’ con una jornada de anticipación.

El conjunto brasileño lidera el Grupo 1 con diez puntos, tres más que su rival de hoy y Palmeiras, y seis más que Liga de Quito, actual campeón del torneo, que certificó su prematuro adiós en esta quinta jornada.

Con los nervios de tener la eliminatoria en el aire, ambos equipos entraron al césped del Ilha do Retiro con vocación ofensiva, buscando el área rival y con hambre de gol, pero con falta de creatividad para escapar del marcaje del rival. En los primeros compases del partido, Colo Colo tocaba mejor el balón y consiguió amenazar el arco defendido por Magrão, con un remate de Rodrigo Millar tras una buena triangulación con el colombiano Macnelly Torres y el argentino Lucas Barrios.

Los locales respondieron con un remate de tacón de Ciro, la joven perla de la cantera de Sport, que obligó al guardameta Cristian Muñoz a lucirse. Conforme avanzaba el reloj, el local fue consiguiendo imponer cierto dominio en el centro del campo, pero no conseguía traducirlo en ocasiones claras ante una defensa chilena muy bien pertrechada.

Los chilenos, algo más encerrados, se encomendaron a buscar el contraataque con pases largos hacia los delanteros, que, solitarios en el área, no consiguieron sorprender. Tras el descanso, Colo Colo saltó al césped con energías renovadas, volvió a subir al ataque y consiguió el premio de adelantarse en el marcador con un gol de Rodrigo Millar, que recibió un pase de Lucas Barrios en el área y concluyó con un toque cruzado para superar al meta Magrao.

El equipo pernambucano, lejos de bajar los brazos, aumentó la presión y consiguió empatar diez minutos después del mazazo asestado por los visitantes. Hamilton chutó a la base del poste izquierdo y el rebote le cayó a Moacir, que solo tuvo que rematar tranquilamente a puerta vacía, ya que el guardameta Cristian Muñoz estaba vendido, descolocado después de intentar detener el primer remate.

Con el marcador igualado, el partido se abrió y el visitante descuidó la defensa, lo que le acabaría costando muy caro, en un despiste que aprovechó Vandinho, que fue oportunista y remató a gol un balón sin dueño en la misma cara del portero. A partir de ese momento, el Sport cerró sus líneas y contuvo los intentos de avance del Colo Colo, que chocó una y otra vez contra el conjunto brasileño, bien armado en el centro del campo y en la defensa. Los chilenos necesitarán al menos empatar en casa contra el Palmeiras para acompañar al Sport a la siguiente fase.

São Paulo confirma primera plaza del Grupo 4 con remontada ante América de Cali (2-1)

São Paulo confirmó anoche su pase a la siguiente fase como primero del Grupo 4 de la Copa Santander Libertadores con una victoria por 2-1 sobre el eliminado América de Cali. Dos tantos de Dagoberto, uno de ellos marcado con la espalda, sirvieron para remontar el gol de Wilmer Parra, y para maquillar uno de los partidos más grises y apagados del campeón brasileño en esta temporada.

El conjunto paulista alcanzó trece puntos, cinco más que Defensor Sporting uruguayo, que eliminó a Independiente Medellín en drámatico partido.

América dejó claro que no viajó a Brasil para completar el expediente, a pesar de estar eliminado antes de saltar al césped del Morumbí y golpeó primero con un gol tempranero que dejó fríos a los escasos aficionados brasileños. Con un preciso pase raso al hueco, Diego Chará pilló desprevenida a la zaga local y dejó solo ante el portero a Wilmer Parra. El delantero demostró una gran capacidad de resolución y tocó cruzado por debajo ante la salida de Borges.

São Paulo había saltado al campo anestesiado, desorientado, con dificultad para hilvanar jugadas y hasta para retener el balón, que controlaban los colombianos con cierta comodidad. El gol visitante no hizo más que redundar en el fútbol obvio y previsible de los hombres de Muricy Ramalho, que antes del comienzo del juego acumulaban una racha de tres derrotas consecutivas.

En el elenco local estaba apagado hasta el extremo de que Washington, uno de los artilleros del equipo en la temporada, falló un gol cantado, a puerta vacía, a los 35 minutos de la primera parte. Tras el descanso, los locales salieron con mejor disposición y más orden y se lanzaron a remontar el resultado adverso.

El empate llegó de la mano de Dagoberto, que se desmarcó en el área colombiana para recibir un pase de Jean y mandar el balón a las redes con un rápido toque raso. Pocos minutos después, el mismo Dagoberto consiguió darle la vuelta al marcador con un tanto afortunado e involuntario por su parte.

El arquero Julián Mesa, que trataba de despejar el balón, tuvo la mala suerte de acertar en la espalda de jugador brasileño, que saltó para dificultar el saque, llevando el rebote al fondo de las redes, sellando el 2-1 y victoria para São Paulo.

En el partido más emocionante de la Copa, Defensor Sporting derrotó a Independiente Medellín y pasó a octavos (4-3)

En un final para el infarto, Defensor Sporting derrotó por 4-3 a Independiente Medellín, y clasificó a octavos de final de la Copa Santander Libertadores. Cuando se jugaba el cuarto y último minuto de juego y el encuentro estaba 3-3 a favor del club colombiano, el local encontró la cuarta y milagrosa anotación para desatar la locura de sus hinchas en el estadio Centenario. El conjunto uruguayo acumuló ocho puntos, cinco menos que el líder de llave y también clasificado Sao Paulo de Brasil, uno más que su rival de hoy Independiente Medellín, y cinco más que el colista América de Cali, en el Grupo 4.

En un partido repleto de emociones, fue el equipo colombiano el que pudo sentenciar en su primera aproximación al área rival, en una jugada increíble en la que el ariete boliviano Diego Cabrera alejó al portero del conjunto uruguayo, Martín Silva, del área para servir el balón a Luis Arias, quien inexplicablemente lo envió fuera pese a tener la meta vacía.

Cuando parecía que los equipos se dirigían a una fase ordenada de juego, llegó el genio goleador del uruguayo Álvaro Navarro para adelantar a los locales en el marcador (minuto 13). Navarro aprovechó un ataque por la banda izquierda de Diego De Souza para adelantarse a la defensa colombiana y enviar un potente remate al fondo de las mallas desde el borde del área chica.

Pero poco le duró la alegría al equipo ‘viola’ de Montevideo, ya que los colombianos se repusieron de forma inmediata en una jugada en la que Cabrera sirvió un pase magistral a su compañero de ataque Arias para que este superara de un toque a Silva y empatara en el minuto 19.

No obstante, una genialidad de Pablo Gaglianone volvió a desequilibrar el resultado en favor de los locales, al habilitar con un largo pase por encima de la defensa a Julio Marchant, quien de un toque centró al área para que el ‘Viruta’ Diego Vera cabeceara a placer a los 35 minutos y decretara el 2-1.

De ahí al final de la primera parte, Defensor creció con incisivos ataques del goleador Vera por la derecha y De Souza por la izquierda. En la reanudación, el visitante empezó a acusar sus mayores urgencias al tiempo que los locales parecían más sólidos, y nada hacía presagiar el auténtico espectáculo que comenzaría minutos más tarde.

Cuando parecía que ya estaba sentenciado el partido, el pundonor de los colombianos, a quienes les servía el empate, llevó a Andrés Ortiz a aprovechar un buen balón en el área chica a la salida de un córner en el minuto 77. 2-2. El golpe para los locales fue duro, pero al partido aún le quedaban muchas sorpresas.

Apenas dos minutos después, un tiro libre ejecutado magistralmente por De Souza puso la pelota en la red del arco defendido por el paraguayo Aldo Bobadilla, a los 81 minutos. La cuestión estaba 3-2 a favor de los locales, una vez más. Un nuevo giro del destino que parecía definitivo, pero apenas terminaron de festejar los de Parque Rodó, que también se encontraron con la expulsión del jugador colombiano Jair Benítez, cuando Cabrera les amargó la noche al rematar a la salida de un córner, a los 92 minutos.

Con todo aparentemente sentenciado, llegó la última y definitiva sorpresa. Un remate duro de De Souza desde fuera del área fue desviado levemente por Navarro, que confundió a Bobadilla y dejó el triunfo definitivo y la clasificación a octavos para los de casa, en el partido más dramáticos de la 50a. edición de la Libertadores.

Fuente: EFE

Leave a Reply