Un enorme Arango se quedó a las puertas de la Champions

Caracas.- El Borussia Moenchengladbach de Juan Arango venció este miércoles 2-1 al Dinamo de Kiev, pero terminó fue apeado de la Liga de Campeones tras caer 3-1 en la ida.

El cuadro alemán se olvidó que era visitante en el Olímpico de Kiev y fue superior desde el pitazo inicial. El ´Gladbach jugó un partido de gran nivel y desde el pitazo inicial contó con ocasiones para marcar, pero los desaciertos en la definición sumados a la caída en el encuentro de ida disputado la semana pasada terminaron pesando más.

Los dirigidos por el suizo Lucien Favre se lanzaron al ataque sobre el área de un Dinamo que mostró poco o nada a los largo de los 90 minutos.

El capitán venezolano Juan Arango tuvo siempre la batuta de líder del equipo y al final sería el protagonista del partido.

El primer avisó de la visita llegó cuando Patrick Hermann remató desde fuera del área, pero su disparo fue contenido por el guardameta rival.

El ‘Gladbach generaría una buena ocasión para Arango, pero el pase filtrado entre la defensa del Kiev quedó un poco largo y el venezolano no llegó a tomar el balón.

El Dinamo apostó desde el pitazo inicial a jugar al contragolpe y el nigeriano Ideye Brown tuvo un mano a mano con el portero Marc-André ter Stegen, pero el cancerbero germano terminaría llevándose el duelo.

En el complemento, el ‘Gladbach sufrió un bajón físico y anímico en la medida en que sus ataques eran frustrados y el marcador se mantenía igualado.

Arango volvió a intentarlo desde la distancia, pero la suerte del equipo prusiano parecía sentenciada.

Sin embargo, en el tercio final del compromiso las cosas tuvieron un giro inesperado para el ‘Gladbach y una vez más Arango fue protagonista.

En el minuto 70, el ‘18’ mandó un centro desde la derecha que el defensor Yevhen Khacheridi terminó accidentalmente cabeceando hacia su propia puerta.

El gol llegó en el peor momento futbolístico y anímico del Borussia Moenchengladbach, pero sirvió para darle un envión que le llevó a buscar la remontada a punta de coraje.

Arango hizo el 2-0 al cabecear un tiro de esquina  cobrado por el recién ingresado Alexander Ring en el minuto 77.

Favre saltó del banquillo eufórico y el once carbonero alemán recibió una infusión de júbilo que lo lanzó al ataque en la recta final del compromiso.

Sin embargo, el Dinamo aprovechó los espacios dejados por el 'Gladbach y armó un contraagolpe que dejó a Ideye Brown solo contra el portero visitante para que el africano con un fino sombrerito pusiera el 2-1 definitivo.

Ring acarició el 3-1 al ’89 cuando remató desviado un balón mal despejado por la defensa ucraniana tras un tiro libre cobrado por Arango.

El Borussia Moenchengladbach al final se quedó a las puertas de una hazaña y terminó pagando caro los errores cometidos en el juego de ida en Borussia Park, pero los jugadores del equipo alemán por lo menos tendrán el consuelo de saber que cayeron de pie.

Redacción

Leave a Reply