Las Vinotinto se despidieron con la frente en alto

Caracas.- Las esperanzas de la selección femenina de fútbol por acceder a la segunda fase de la Copa del Mundo Sub 17 jamás se diluyeron en el encuentro disputado este lunes 13 de septiembre en el estadio Manny Ramjohn de Marabella, Trinidad y Tobago, ante la invicta España. Las heroínas lucharon hasta el final y se despiden por la puerta grande con 3 puntos del grupo C tras caer 2 goles por 1.

Las jugadoras

Las Vinotinto no pudieron con las españolas

Las Vinotinto se despidieron con las botas puestas (fifa.com)

de la selección Vinotinto no la tenían nada fácil para lograr el pase, necesitaban vencer a la fuerte selección ibérica o empatar en caso de que Japón sucumbiera ante el equipo de Nueva Zelanda. Pero España ganó y se clasifica en la primera posición con nueve puntos, mientras el combinado nipón goleó a las neozelandesas (6-0) para alcanzar el segundo puesto con 6 unidades.

Venezuela inició el partido presionando en la cancha española, cuando al primer minuto de juego, Paula López, tumbó a la criolla, Ysaura Viso, para dar el primer tiro libre del juego que fue cobrado por Yaribeth Ulacio a 40 metros de distancia, pero el disparo se fue por el segundo palo sin mayor amenaza.

El primer ataque claro de las ibéricas fue protegido por Soleidys Rengel, quien hizo una cortina en el área para que no llegara la delantera española totalmente habilitada. Al poco tiempo de esa acción, la capitana criolla, Marialba Zambrano, sacó la casta para recuperar un balón en territorio hispano que le envió a Ysaura Viso, la atacante cambió a la izquierda para darle la oportunidad a Michelle Clemente, que con un zurdazo amenazó nuevamente al cuadro europeo.

Las criollas continuaron acercándose al lado español, y en el minuto 19 se repitió el mismo tridente de la jugada anterior con Zambrano, que recuperó para Viso, donde Clemente volvió a intentar con un sombrerito a la portera que finalmente aseguró en sus manos después de la equivocación de las centrales.

Al minuto 28, la española Paloma Lázaro se quedó sola con la guardameta Maleike Pacheco, y con un sombrerito anotó el primer tanto para la selección ibérica. En principio, el gol fue anulado pero después de los reclamos y la confusión, la principal le otorgó el tanto a España por una mano en el área que metió la defensora Génesis Moreno.

Después del tanto y para finalizar los últimos minutos del primer tramo, España tomó el dominio del juego con ataques cercanos al arco venezolano apoyado en la poca efectividad de las criollas para recuperar el esférico. Las pocas arremetidas de las criollas fueron rechazadas por las defensoras contrarias.

El gol de la honra

España salió con garra para el segundo tramo con un cambio de Sara Tazo por Iraina Pérez, mientras que Venezuela cambió a Jessyca Montes por Joemar Guarecuco para acompañar en la punta a Viso, mientras que Clemente se fue como volante de creación.

Al poco tiempo de juego el conjunto criollo hizo pensar en una oportunidad después de que Guarecuco se comiera dos goles. La primera fue a través de Viso que le hizo un pase que la nativa de Socopó quien trató de levantarla pero el disparo fue malo. Luego, en el minuto 55, Clemente hizo una chilena y se la pasó nuevamente a Guarecuco pero el sombrero se perdió por encima del arco.

La Vinotinto empezó a aprisionar con cortes y buen manejo del esférico. Fue entonces cuando de manera majestuosa, Viso logró sacar un balón a Paula Nicart por el lado izquierdo del área, se la dio a Guarecuco quien la dejó pasar para que Anna Alvarado de manera solitaria anotara el gol del empate sobre la base del poste derecho al minuto 72.

El ánimo del conjunto venezolano se fue arriba dejando al equipo español sin ideas claras de ataque. Sin embargo, después de un tiro de esquina rastrero de Gema Gili, la delantera Paloma Lázaro en el minuto 82 aprovechó la equivocación en la marca por parte de nuestras criollas y de cabezazo se sacó la ventaja con el segundo tanto.

Después del tanto, el balón pasó de cancha a cancha en un intento por las criollas de anotar el gol del empate. Al final del encuentro, la fuerte lluvia empañó el campo del Manny Ramjohn, haciendo que los resbalones de la jugadora fueran habituales.

Fuente: Mindeportes

Leave a Reply